“¿Eres consciente de que nada es imposible para el Universo? Deja entrar en tu cotidianidad a la magia de la vida y así todo lo que construyas dejará su huella” 

Claves

  • La gracia divina
  • El poder del Don
  • El pastor (Jesús y Moisés)
  • La travesía del último desierto

En la historia, el número 3 guarda muchos significados divinos y absolutos. Creemos que la mayoría de las cosas posee por lo menos 3 conceptos: la regla del número 3. Los 3 elementos (principio, medio y fin); el tiempo (pasado, presente y futuro) y la Santísima Trinidad (Padre, hijo y Espíritu Santo).

Entonces pudiéramos definir al número 3, como un número perfecto, un número tan potente como la energía que expresan aquellos que se identifican bajo el mismo. Se cree que soñar con el número 3, significa equilibrio de cuerpo y mente, por lo que puede interpretarse como buen presagio, estabilidad y éxito.

Según la cosmogonía simboliza el equilibrio de todas las cosas manifiestas. Los pitagóricos nunca consideraron números al 1 y al 2; para ellos, la tríada fue el número primero por ser el equilibrio de las unidades.

El número 3 nos recuerda que en el Universo, todo se entrega sin tratar de quedarse nada para sí: la naturaleza, el sol, los astros…El número 3 nos ayuda a no esperar nada para nosotros mismos, a no guardar ni retener nada. La vida nos da exactamente lo que necesitamos para cumplir con nuestra misión. Esto no significa que no debamos pedir nada a la Divinidad, sino al contrario, pero con una apertura y confianza totales hacia la forma que tomará la respuesta. Pues siempre llega: ninguna llamada se queda sin respuesta para quien sabe oírla.

¡Sí, somos infinitamente amados!

Deja una respuesta