Número de la Pareja (B)

La sinastría o compatibilidad numerológica, es la combinación de las energías numéricas del nombre y fecha de nacimiento de dos personas para obtener información de los puntos de contacto entre ellos. A través de los números podrán comprender dónde se podrían presentar fricciones o puntos de atención y dónde habrá mayor armonía y éxito en su relación.

Aclarando que no hay combinación alguna que de cómo resultado solo cosas amorosas, armoniosas y positivas, podremos entender que las relaciones que tendremos a lo largo de nuestra vida tendrán un propósito, una enseñanza y un aprendizaje, que nos ayudara a crecer y evolucionar como personas.

El estudio de la compatibilidad numerológica se aplica al plano de cualquier tipo de relación humana, y es especialmente útil en las relaciones amorosas.

¿Qué vienes a aprender con tu pareja?

Como personas individuales tenemos nuestro propio Pináculo Personal que define en forma específica y puntual, todas aquellas lecciones que venimos a trabajar en este plano con todas las personas con las que estaremos emocionalmente vinculados. Entonces cada una de las personas que se presentan a lo largo de nuestra vida tienen de una forma u otra, la tarea de servirnos de maestros, así que cuando alguno de estos maestros llega a nuestras vidas, será porque es el preciso momento en el que tendremos que tomar la lección que nos viene a enseñar: Lecciones de amor propio, valentía, construcción comprometida, formalidad, libertad, sanas vinculaciones, valoración, etc.

Partiendo del hecho de que «El maestro aparece cuando el alumno está listo», y de que «La lección estará activa en nuestra vida el tiempo que tardemos en aprenderla» podemos deducir que a lo largo de nuestra vida habrá personas que se queden por un instante, una temporada o la vida entera.

Pareja Número 8

Es una de las combinaciones más extrañas, pareciera que no resultan como pareja, sin embargo siguen juntos a pesar de las circunstancias, no parece tener mucho en común, pero aun así puede ser una combinación muy buena. Los dos tendrán que aprender a apreciar sus fundamentales diferencias antes de poder sentirse cómodos juntos, pero una vez hecho esto, será uno de los equipo más exitosos.

El optimismo y la fuerza de esta pareja ayuda a templar su inclinación estar siempre luchando por afirmar quien de los dos es el que tiene el poder o quien es el que va a dirigir los destinos de la relación, una vez que sobrepasen esta etapa, lograran sus objetivos más anhelados. Este dúo viene a trabajar para materializar, logros, resultados y conseguir progreso, prestigio y éxito, es aquí donde podrán unir sus fuerzas y encontrar un terreno en común.

Aprendizaje: Es fundamental que ambos respeten sus diferencias temperamentales, y aprendan a impulsarse mutuamente para seguir apuntando cada vez más alto, tendrán que hacer el esfuerzo para comunicar, expresar y escuchar sus ideas, planes, objetivos y sentimientos si quieren apoyo y admiración del otro. El éxito de esta pareja radica mayormente en aceptar que son dos y que han dejado de ser uno solo para decidir el destino de su vida.

Los dos tienen personalidades muy diferentes, pero pueden estar de acuerdo en la necesidad de tener un propósito y seguir una dirección. Cuándo se comprometen con los mismos objetivos y valores, pueden formar un gran equipo; de lo contrario, se molestarán demasiado mutuamente como para que la relación sobreviva cuándo las primeras llamas se apaguen.

El éxito de esta pareja 8

El la energía 8, se asocia a la constante búsqueda del “Amor protector y estable”, todo tiene un objetivo, se busca la perfección en base a una imagen de la relación correcta, son relaciones que buscan el “todo o nada”. Así que normalmente no hay juegos, ni altibajos emocionales, las relaciones se establecen en forma seria y estructurada, buscando un propósito, una meta, una ventaja o un estatus. Terminan siendo demasiado exigentes y selectivos, será difícil responder a todo lo que esperan de su pareja y por otro lado ignorar su desapego o cierta falta de interés ya que están siempre demasiado ocupados para llevar una vida amorosa normal.

El éxito de la pareja 8 radica en que ambos respeten sus diferencias temperamentales, y aprendan a impulsarse mutuamente para seguir apuntando cada vez más alto, tendrán que hacer el esfuerzo para comunicar, expresar y escuchar sus ideas, planes, objetivos y sentimientos si quieren apoyo y admiración del otro. Para que esta pareja perdure ambos deberán aceptar que son dos y que han dejado de ser uno solo para decidir el destino de su vida.

Tendrán que enfocar su energía hacia la necesidad de tener un propósito y seguir una dirección. Cuándo se comprometen con los mismos objetivos y valores, pueden formar un gran equipo; de lo contrario, se molestarán demasiado mutuamente como para que la relación sobreviva cuándo las primeras llamas se apaguen.

Actitudes destructivas de la Pareja 8

La energía 8 también puede caer en el extremismo, una pareja que quiere siempre lo mejor y que los puede tornar exageradamente demandantes el uno con el otro, en ocasiones hasta dominantes y autocráticos. Se puede presentar una necesidad de dirigir el rumbo de la pareja tratando al otro como subordinado, incluso llegando algunas veces a perder todo dominio de sí mismos pudiendo llegar hasta la violencia o abandono emocional por estar persiguiendo sus logros materiales.

 

 

2 comentarios

Deja un comentario